Paisaje y naturaleza: los dos ejes de las exposiciones de junio 2024 del MAMB

Este mes de junio de 2024 el Museo de Arte Moderno de Bucaramanga (MAMB) tiene dos exposicionesimperdibles que se visten de paisaje y naturaleza.

En la sala Lucila González Aranda, Hani Bettez presenta parte de su serie “Antropoceno” compuesta por treinta piezas trabajadas desde el 2022. Artista e ingeniera ambiental, crea esta muestra con base en la situación ambiental que se vive en la actualidad de la mano de valores como la empatía y conservación, y el aprendizaje de los errores humanos.

La palabra “Antropoceno” fue propuesta en el año 2000 por el Premio Nobel de Química de 1995, Paul Crutzen, con el fin de atisbar el impacto de la Revolución Industrial en las dinámicas de la Tierra y los ecosistemas. “Todos esos escenarios se fueron construyendo a través de la intuición pictórica en un onirismo que resuelve a través de panoramas con un nuevo paradigma sostenible. Es como tomar el 1% de la posibilidad de que ese nuevo panorama sea viable y se ejecute en el tiempo actual, esperando que se alcance a remediar el impacto del hombre en las dinámicas de este sistema tierra y solar, porque incluso existe basura estelar con cada antena y satélite nuevos”, indica Hani Bettez.

De esta forma, en técnica mixta sobre lienzo, la artista santandereana propone que esta era llamada “Antropoceno” “(…) no puede ser un sinónimo de contaminación, sino que debe ser una apertura en términos de consciencia y energía”. La naturaleza nos habla y nos indica que debemos comunicarnos con la Madre Tierra para mantener un ambiente sano que esté en constante equilibrio con el desarrollo social y económico.

Entre colores magentas, violetas y fríos, la naturaleza se ve alterada por la humanidad: ¡zona roja! Por ello, esta exposición procura un sentimiento de responsabilidad ambiental.

Por su parte, en la sala Mario Hernández Prada, Jaime Tarazona presenta una muestra, “Memoria apaisada”, que engloba una palabra: paisaje. Desde sus inicios en el mundo artístico, la palabra “paisaje” lo ha acompañado en el proceso de creación de sus obras. “De ahí nace el concepto ‘memoria apaisada’. Apaisado tiene relación con paisaje: la línea horizontal, eso es apaisar, horizontalizar”, indica el artista.

 


Este concepto de paisaje lo ha desarrollado a través de diferentes técnicas y formas como la fotografía, el dibujo, la escultura y el grabado, de la mano a acercamientos históricos, internacionales y nacionales. En este caso, retoma la pintura como un regreso a su génesis, aunque nunca la ha dejado. Sin embargo, reitera una vez más su interés por ella.

Para Jaime Tarazona esta exposición “Es una proyección muy personal e introspectiva de colores. Son memorias personales de colores con respecto al paisaje. Hay obras casi negras, que son unas atmósferas que intento representar como paisajes nocturnos: como caminar en el campo de noche sin linterna. Es una especie de representación de los paisajes de manera abstracta. Otros son más iluminados con líneas horizontales de azules brillantes y vibrantes que pueden llegar a evocar el mar, el lago”. Así pues, los colores y el paisaje son una forma de llevar al espectador a imaginar experiencias personales. De allí, puede encontrarse un espectro amplio de colores primarios y secundarios que buscan sorprender al público.

Las exposiciones estarán en el MAMB durante todo el mes de junio de 2024. Adicionalmente el jueves 27, de 3:00 p.m. a 5:00 p.m., Hani Bettez estará realizando una visita guiada y el jueves 20 un conversatorio virtual a las 5:00 p.m. Más información en las redes sociales del MAMB.

Deja una respuesta